Diario de la Doctora Miss Love: Adicta Al Sexo

Adicta al Sexo¿Te acuerdas que una vez te comenté de mi amiga que no quiere hablar de sexo de ninguna forma? Pues hoy en mi trabajo apareció una mujer que es todo lo contrario a ella. De hecho, nada más abrir la puerta de mi despacho ya me hizo recelar de ella porque entró muy altanera y prepotente, decidiendo dónde iba a sentarse y lo que íbamos a hablar, organizó, en solo cinco minutos, toda la sesión, y ni siquiera me dejó pronunciar un buenos días.

Ante situaciones así solo hay una cosa que puedo hacer, y que hice. Irme. En serio, me levanté de mi despacho, le di mi libreta y pluma y le dije, muy amablemente, que cuando terminara de hacer uso de mi despacho, y de aplicarse ella misma el tratamiento que estimara adecuado, me avisara para poder seguir haciendo yo el mío.

No la miré más que en ese momento, me di la vuelta y cerré la puerta para irme a la sala común que tenemos donde podemos descansar entre pacientes. Escuchaba los gritos y problemas que estaba provocando pero yo seguí en mis trece tomándome una infusión pues sabía que iba a necesitarlo. Hasta que no entró Mitsuki para preguntar qué había pasado, y después de ver que llevaba quince minutos ya y que los gritos parecían haber cesado, o al menos bajado en grados, no salí de allí, miré a la mujer y le dije que, si estaba dispuesta a escuchar a alguien, entrara en el despacho y dejara hacer las cosas.

Funcionó. Es algo que suele funcionar, no siempre eso sí. Pero al menos ahí le demostré que, quien tenía la vara de mando, era yo. En ese momento. Después de acabar podía hacer y manipular a quien quisiera pero, ¿a Love? Jamás.

Tras ese encontronazo la mujer se presentó y pude ver que es una mujer que le gusta controlar todo y que salgan las cosas según su gusto, de ahí que, cuando yo no pasé por su aro, se pusiera así. ¿Y qué más supe? Que es adicta al sexo.

Si, como has leído. Me dijo que no podía dejar pasar ni un día sin tener sexo, no solo con alguna pareja (que tenía) sino con juguetes eróticos. De hecho me dijo que podía estar en el trabajo y pensando en el sexo, que a veces debía ir al baño a aliviarse por los nervios y la ansiedad que le provocaba no poder hacerlo, o que alguna vez había acabado en el trabajo de su pareja y practicado sexo en la oficina debido a que no aguantaba a llegar a casa (y eso, si el camino a casa era largo, imagina qué podía pasarle).

Me comentó que había estado con varios profesionales y que todos le habían dicho que debía controlarse, aplicarse pequeños retos de aguantar x tiempo sin sexo e ir alargando cada vez más, ocupar su mente con otra cosa, etc. Y yo le propuse justo lo contrario. De hecho le pedí que llamara a su pareja y que viniera también él y fue cuando les dije lo que quería que hicieran durante las vacaciones que iban a pedirse ambos (1 semana): SEXO.

Soy consciente que una persona no vive solo de sexo y que no se puede estar practicando sexo todo el tiempo pero, con un poco de maña, y de ayuda, es sencillo proporcionar placer a una mujer durante 24 horas o más. Y eso fue lo que ideé con ellos, el hacer que ella disfrutara del sexo durante toda la una semana, desde que se levantaba hasta que se acostaba, a veces sin parar ni siquiera para las horas del sueño, de tal forma que se saciara.

Muchos pensarán que eso lo que consigue es que quiera más, y sí, puede ocurrir esto, pero por regla general, cuando a una persona se le da todo lo que quiere, y más, se llega a cansar de ello. Y es lo que espero que pase, que una vez pase la semana esté tan cansada que se olvide del sexo, primero gradualmente, y después poco a poco, para tener algo más normal que no influya en su trabajo. ¿Creéis que servirá eso? Yo creo que sí y todo es cuestión de probar a ver qué pasa. Eso sí, el sexo que debe tener es el controlado solo por su pareja, es otra de las condiciones que puse, para que aprenda a no ser ella la que controla sino él.

Ya os contaré si al final consigue algo. Besos, Loves. 

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s